Mundo Linóleo
Desde Cricklewood para todo el planeta

Brillamos como una estrella incandescente (3ª parte de Estación Zoo)

Bueno para que no pase como con las tele series, que van perdiendo espectadores poco a poco por aburrimiento y por la espera, termino ya con la crónica de mi primer Zoo tv. Después volví a ver al grupo en más ocasiones, la misma gira se hizo grande en estadios y pude contemplar el Show en el calderón un año más tarde. También viví un gran concierto en Madrid el año 1997 con la gira Pop Mart, el mejor de los que he visto de ellos. Hace poco en el 2005 vi dos de sus shows en la península dentro de la gira Vertigo, pero ninguno de todos los que vi tras San Sebastián fue tan intenso y tan emotivo como aquella primera vez.

THE FIRT TIME III

… Ya acaban los teloneros, ahora queda un rato de espera amasados y acalorados, hay que aguantar como sea, porque ya se nota en el cogote la cuenta atrás, en breves momentos iba a tener a escasos metros a mis ídolos de juventud. Por fin llega el mometo, luces apagadas, ahí aparece, desde el 84 esperando esta ocasión, Bono estaba ante mis napias, fumando un purito fino, lentamente se acercaba al micrófono, la gente ruge, la piel de gallina.

El Bono que aparecía ante mí era un tipo cabezón, los muslos regordetes bajo el pantalón de cuero, una vena enorme asomando en la cabeza que parecía iba a estallar, las gafas de mosca, andares a cámara lenta, se acerca al micrófono y empieza a cantar esa letanía de aires celtas tan chula con que empezaban los Zoo TV en interiores. La banda se coloca en la penumbra, pasando por detrás de Bono, Adam Clayton vestido con traje terciopelo, Larry con pinta de Larry, no cambia. The Edge con sus pantacas de tachuelas formando dibujos, una camisa sin mangas y el gorro tapando calva. Todos me causaron una gran sensación, algo bajitos, me sorprendieron las pecas de los brazos de Edge y lo paliducho que es, tipo guiri de vacaciones.

Ya arranca Zoo Station, fue la polla en verso, salto, histeria, descontrol, aceleración, orgasmo colectivo, me pareció tan rápido todo que duró un instante. Inmediatamente después, todavía sin saludar al publico, The Fly con las teles escupiendo mensajes subliminales, esta vez en escritos en español.

No recuerdo muy bien ya casi nada del reparto exácto de canciones interpretadas, lo que si me llamó la atención es que no tocaban nada anterior al disco The Unforgettable fire, quizás por cansancio de ellas, quizás por que no pegaban en el nuevo concepto. Estuvieron todas las del Achtung Baby, incluso Who´s gonna ride your wild horses y Ultraviolet . Luego la parte que volvían al pasado con Pride, un Still haven´t found súper coreado, With or without you como de costumbre muy emotivo y como no, un apoteósico Streets have no name, con las televisiones adoptando el ya característico color rojo para esta canción.

A mi amiga la pobre se la llevaron en volandas de la primera fila, había sufrido una lipotimia del agobio y las apreturas, estaba tan flipao que yo no me dí ni cuenta, se le pasó rápidamente y se sentó cómodamente en la grada pudiendo disfrutar de lo que quedaba de concierto. Al acabar nos reencontramos en la pista, ni un reproche me dio la pobre, supongo que la emoción de ver a u2 era mayor que cualquier impedimento ocurrido.

De la parte acústica lo más característico fue un Spanish eyes medio improvisado que les quedó fatal, Bono no se sabía la letra y la cortaron. Larry tocaba los bongos en esta ocasión, ahí estaban los cuatro en medio del recinto muy apretados, sonriendo, miradas cómplices, el coche bajando del techo dando vueltas haciendo brillar las cabezas de todos, tocaban una versión de Satellite of love de Lou Reed.

Disfruté mucho, el paso del tiempo y la de veces que he visto conciertos parecidos en vídeo hacen que confunda momentos, recuerdo saltar como un poseso, gritar, llorar, quedarme afónico. Un barbas que parecía Mario Onaindía y que tenía detrás de mí, me apartaba los brazos para así él poder hacer sus fotos, me dieron ganas de decirle que dejara de incordiar, pero parecía un armario ropero el cabrón. Yo también llevaba mi cámara de fotos, hice muchas pero bien solo me salieron algunas del interior, pese a que me había comprado un carrete de interiores. Es difícil que salga bien una foto dando saltos, o con brazos y cabezas por en medio, pero bueno me llevé el recuerdo de un día fantástico.

Aquello llegaba a su fin, de tanta emoción casi no me había enterado de nada, estaba en una nube, al terminar estaba empapado en sudor, retorcí la camiseta que llevaba puesta y salió un chorro de agua y todo.

Aguanté un rato comentando las sensaciones con los tipos de alrededor, al salir, recuerdo a la gente vendiendo los últimos souvenir. Durante el paseo desde el velódromo hasta la estación de tren íbamos en una nube, satisfechos, contentos, ya podíamos estar tranquilos. El tiempo ahora parecía pasar a cámara lenta cuando antes literalmente volaba.

En la estación ya esperábamos el tren de vuelta a Vitoria, al día siguiente volví a Madrid, llevaba puesta una sonrisa de oreja a oreja, creo que no se me quitó en varias semanas.

FIN

Anuncios

11 comentarios to “Brillamos como una estrella incandescente (3ª parte de Estación Zoo)”

  1. Son exactas a las sensaciones vividas por muchos de nosotros.Incluso la del pesaito de las fotos; no me extrañaría que fuese nuestro amigo “Giuseppe BELLUcci” , es de los que pisan fuerte si no te apartas:D
    Hago mías tus interpretaciones sobre, las pecas de The Edge, lo regordete de de las piernas de Bono, la nube tras el concierto, …y un largo etc…incluso lo del altercado con la compañera, aunque lo mío fue un poquito más fuerte.
    Con nuestra edad, dudo que vivamos/sintanos/palpemos alguna vez más algo parecido…. , quien sabe.
    salu2

  2. Es cierto que hay momentos que parecen irrepetibles. Además con las edades en que les vimos por primera vez, aún sin cumplir los 20.

    Me acuerdo de que media hora antes del concierto, habiendo acabado los Fatima Mansions estaba el Velódromo a media entrada. Nos decíamos pero que les pasa a estos de Donosti? Por que no eran tiempos de soldouts instantáneos. Y en cambio, poco después de salir a escena los cuatro miramos hacia atrás y aquello era un infierno!

    Poco años después vi allí también a Pearl Jam. Qué de recuerdos venían todavía de los irlandeses…

  3. Qué recuerdos ¿verdad? Bela y Julibcn, es agradable compartirlas con gente que las vivió tan intensamente también.

    Me he dado cuenta al ver el vídeo que he puesto que cuando salían a tocar, realmente era Bono el que salía solo y después se incorporaban raudos, mientras empezaba a cantar, los otros miembros, yo recordaba ese instante de otro modo, posiblemente el paso del tiempo nubló mi percepción de aquella realidad, eso si fue intenso muy intenso y no desvirtúa la crónica de mis recuerdos.

  4. Vay suerte tenéis los que habéis presenciado un ZooTv. Ver a U2 en la gira de su cima es impagable…

  5. yo también estuve allí, tengo un recuerdo imborrable de aquella tarde-noche. La mayor parte de los asistentes aún seguian viendo a U2 en blanco y negro, ustedes entenderán lo que digo….Por otra parte había un vídeo en el que salía un fragmento del intro con un plano general del público del velódromo, si mal no recuerdo fue un programa del Canal + el que lo emitió, lo tenía grabado y guardado en un vhs como oro en paño, pero el tiempo…..¿Alguien recuerda ese minireportaje?,

  6. Si rictus, yo también lo tenía, salía poca cosa, un poco a u2 cantando the fly con los rotulos de las frase en castellano, el velodromo antes de empezar, sin publico, el plano que tu dieces, igual alguien lo ha colgado en el youtube.

    Un abrazo.

    La verdad es que si opositor, que fue bonito verlo en vivo y en directo.

  7. Gracias por compartir esos momentos…

    Increíbles sensaciones las del primer show de U2 en directo que se vive. De hecho esas son las experiencias que cada nueva gira de los irlandeses me gusta apreciar en la gente para la que es la primera vez. Nunca se vuelve a experimentar lo mismo, si acaso, la primera vez que se les ve en su tierra puede aproximarse un poco.

    SalU2 camarada!

  8. Me encanta encontrar de repente fotos como estas, de conciertos ya tan lejanos. A pesar de que la calidad es regulera, transmiten perfectamente el estado del lugar la noche de autos. Y eso que yo no estuve allí! Yo tuve que esperar un año más para poder ver por primera vez a U2 en el Calderón aquel 22 de mayo de 1993. En fin, muchas gracias por estos artículos. Me han gustado mucho.
    Saludos.

  9. la calidad es la que había en un chaval de la época con una cámara reflex normalita, no había tanto exceso consumista como ahora, casi teníamos la de la comunión ja ja, no había cámaras digitales , si cámaras buenas pero las tenían los menos, ni en mi caso tenía un papa que me compraba una cámara de fotos de ultimo modelo, es mas le pedí una a una amiga que tenía una un poco mejor que la mía. Bueno Galko tu lo sabes que viviste esos años, allí teníamos cámara unos pocos, ahora en un concierto se ven más cámaras que personas y los precios están mas al alcance de cualquiera.

  10. Por cierto me alegro mucho Galko y Faneca que os haya gustado la cronica, es un placer teneros por aquí colaborando y enriqueciendo el blog.

  11. hola linoleo! asi te llamas? soy julia, de argentina. estaba buscando imagenes e información de u2 para un trabajo (es un diseño de un porta cds) y encontre tu pagina. que bueno estar ahiii!!! me encanta u2, pero nunca los he podido ver en vivo. si queres y podes escribime a mi mail, asi charlamos.

    suerte!


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: