Mundo Linóleo
Desde Cricklewood para todo el planeta

Gateway City

He de reconocer que antes de venir a Estados Unidos no tenía ni idea de la existencia de la ciudad de San Luis en el estado de Missouri. Muchas veces criticamos a los americanos por su escaso interés por la geografía. Los españoles que nos creemos muy importantes, nos enfadamos porque no saben situarnos en el globo, pero es que realmente les importa una mierda dónde esta España. Es como si le preguntan a la gente en la Gran Vía que sitúe en un mapa del mundo Corea, Laos o Camboya, apuesto a que la mayoría no acierta ninguno. Es como si ves a uno del Congo y le dices que la comida mediterránea es muy buena, te dirá “a mi plín, pues no la he probado en mi vida, a mí la que me gusta es la cocina congoleña”.

Soulard-Mardi Gras, Saint Louis, MO.

Bueno a lo que iba que me voy por las ramas, que uno no deja de descubrir y aprender. Incluso ayer mismo, viendo la película Cimarron que trata de la colonización del estado de Oklahoma, di a la pausa y me fui a por un mapa para situar este estado geográficamente. “Solo sé que no se nada” que dijo Sócrates, para recordarnos que cada día aprendes algo más.

The Loop, Saint Louis, MO.

Saint Louis es una ciudad que te sorprende, allí juegan los Cardinals al béisbol, aun allí toca Chuck Berry una vez al mes en el Bluberry Hill, aun hay constancia de la vieja ruta 66, hoy sepultada por la I-55. Esta gran ciudad era el punto de salida hacia al Oeste, de allí partían casi todas las rutas de pioneros. Aun conserva un aire europeo en muchas de sus calles gracias al poso de los irlandeses y de los franceses. En el barrio de Soulard, con sus casas bajas de ladrillo rojo uno cree estar paseando por una ciudad de las islas británicas. En la plaza Lafayette mirando sus buhardillas pareciera uno encontrarse en una localidad francesa.

Soulard, Saint Louis, MO.

 Lafayette Square, St Louis MO

Me encantó Saint Louis, y sobre todo acercarme por primera vez al Misisipi, contemplarlo y tocarlo con mi propia mano, al lado del gran arco de aluminio, bajo un cielo nublado fue una sensación maravillosa, que nunca olvidaré. En este vídeo grabado por mi tenéis un trocito de mi experiencia, por los altavoces del embarcadero sonaba música de jazz.

7 comentarios to “Gateway City”

  1. Como Hernando de Soto pero sin el jazz de fondo…😀

  2. El ansia de descubrir

  3. Tiene que ser muy emocionante ver a Chuck Berry aun tocando la guitarra eléctrica. Me gusta mucho como en EEUU se venera a las viejas glorias y sin embargo me disgusta el culto a la juventud idiota que solemos ver en España, en la televisión y en la radio formula.

    Menos mal que no ha tardado mucho en escribir en el blog, esperábamos ansiosos los comentarios sobre su viaje.

    Un saludo

  4. Muchas gracias Ignacio, pero no me llame de usted hombre…

    Salu2

  5. Como cantaría el gran Woody Allen en ‘Toma el dinero y corre’: “Voy a ver a Miss Liza. Voy a Mississippi”. Un saludo, tron. Voy a empaparme un poco de tus últimas entradas, que te tenía algo abandonado.

  6. Muchas gracias Opositor, siento decirte que con esto de estar fuera he descuidado lo blogs amigos vuestros, así que estamos en paz, jeje, me paso por tu blog yo también y recupero entradas.

    Que grande Woody

  7. Yo creo que a veces los españoles, nos lo creemos, todavia recuerdo cuando fui a la mili y me dijeron que Salamanca era una isla al lado de Mallorca.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: